Uno de los nuestros

Las pamplinas de @JosAntonioNez

Y por fin llegó el lunes. Perdonen que sea tan optimista, pero me niego a echar a la basura un día de la semana que a la postre supondrá cerca del 15% de nuestra vida…y eso querido mío es mucho, mucho, mucho tiempo.

Os cuento. Hace unos días me preguntaba un amigo… bueno, un amigo no, mi amigo Ferreira, que es un mezcla “Gallego-Sevillana”  para comérselo (aún se recuerda cuando lo pusieron de patero y al decirle “Ferreira, no quiero verlo moverse” el colega se agarró al marmolillo que había en la acera y tuvieron que ir los GEOS con pistolas eléctricas y pastores alemanes para que se soltara. Eso sí, el paso no se movió…¿es para comérselo o no?). Pues me decía mientras traía de la barra otro par de copitas de fino heladas y me echaba una mirada tipo Johnny Cash cantando “Hurt” lo siguiente: “¿Joselito, qué es ser cofrade?”…y me hizo  pensar:

  • Un cofrade siempre está esperando a que llegue algo, y antes de que llegue ya lo está echando de menos.
  • La alimentación de un cofrade se basa única y exclusivamente en montaditos de pan duro durante una semana.
  • El cofrade es el que más sabe de isobaras, borrascas y bajas presiones durante 15 días.
  • El cofrade durante una semana no tiene ni pies ni riñones (sin premio).
  • Sabes que es cofrade porque en la barra libre de una boda siempre pide la marcha “Coronación Macarena”.
  • Al cofrade siempre le huelen las chaquetas a incienso aunque esté en la feria.
  • El cofrade no regatea cuando juega al fútbol el cofrade “pica el izquierdo”.
  • La bulla es la “zona de confort” de un cofrade.
  • Un cofrade reglamentario tiene que tener colgada la medalla de su hermandad del cabecero de la cama.
  • A un cofrade no le da una bajada de azúcar, a un cofrade le da una bajada de torrija en vena.
  • Da igual que no se conozcan, dos cofrades siempre terminan hablando de Cofradías y si es en la barra de un bar mejor que mejor.
  • Los cofrades no andan rápido, los cofrades van a “paso muda”.
  • Los cofrades no van lentos, van “poco a poco”
  • Sabes que es cofrade porque en el Nacimiento, entre Melchor y Gaspar, tiene colocados a dos romanos, cuatro costaleros, una mujer de mantilla, una pareja de la guardia civil y un monaguillo.
  • El cofrade es capaz de llorar cuando lee en un bar “HOY ES VIGILIA”
  • El cofrade tiene adenina, guanina, citosina y bambalina.
  • Un cofrade siempre lleva un Diputado de tramo entre sus parejas de cromosomas.
  • No hacer bien las espinacas con garbanzos es motivo de divorcio para un cofrade.
  • En el mundo no hay nada más pesado que un cofrade jartible.
  • Si no existiera el bacalao no habría cofrades y viceversa.
  • Si quieres que aparezcan en una reunión varios cofrades sólo tienes que poner en medio de la mesa un cartucho de pescado frito y dos litronas fresquitas.
  • Sabes que es cofrade porque es capaz de beber más cerveza en Cuaresma que un rociero en el camino de vuelta.
  • El cofrade es capaz de diferenciar entre tres tipos de terciopelos.
  • El cofrade le hace más caso a su diputado de tramo que a una pareja de la Guardia Civil.
  • Sabes que es cofrade porque enseña su papeleta de sitio en vez del DNI cuando coge un vuelo internacional.
  • El cofrade no ve un palet, el cofrade ve una futura Cruz de Mayo.
  • El cofrade es incapaz de coger a alguien en hombros y no tararear una marcha de palio.
  • Sabes que es cofrade porque es incapaz de decir estas palabras en una misma frase “lluvia-no sale-cerveza sin alcohol”
  • Sabes que es cofrade  porque cuando coge el paraguas da toquecitos como si tuviera un Palermo.
  • Para el cofrade el año se divide en cuatro estaciones: Precuaresma, Cuaresma, Semana Santa y Depresión gorda.
  • Al cofrade se le ponen los pelos de punta cuando escucha rechinar las ruedas de un coche por la cera.
  • Sabe que es cofrade porque guarda la túnica con más cariño que el traje con el que se casó.
  • En Jerez se sabe que eres cofrade porque te sabes todas las letras de los villancicos de las zambombas.
  • El cofrade es esa persona que deja en herencia su bola de cera.
  • Da igual la época del año que sea, el cofrade siempre busca entre los 380 canales de televisión que tiene el que estén echando Semana Santa.
  • El cofrade siempre está deseando arreglar la Hermandad…pero la Hermandad de otro cofrade.
  • El cofrade siempre tiene varios paraguas.
  • Si no tiene en el armario una corbata negra es que no es cofrade.
  • Si una persona en Cuaresma tiene sed y bebe agua se sabe con toda seguridad que no es cofrade.
  • Para un cofrade hay dos tipos de cofradías: la que está viendo y la que se va a ir a ver.
  • El cofrade sabe que está verdaderamente enamorado cuando no le importa contarle a su amor donde se ven de verdad bien las cofradías
  • Para un cofrade llevar  la manigueta de su Hermandad es más importante que sacarse a la primera las oposiciones a notario.
  • No hay mayor nerviosismo que el de un cofrade cuando ve en su buzón asomar el boletín de la Hermandad.

Y para ir terminando, ni que decir tiene que un verdadero cofrade es aquel que tiene dibujada una sonrisa enorme 365 días al año, aunque hay un día que no se le ve: cuando lleva puesto el antifaz…es decir mi amigo Ferreira, como le pasa a mucha gente, es cofrade pero aún no lo sabe.

Y es que ser cofrade querido amigo, no es una elección personal, ni una moda, ni siquiera una manera de vivir, porque ser cofrade querido amigo es simple y llanamente un estado del alma.

Compártelo:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *