Pies quietos, ya está aquí ‘el comunicado’

Siempre de frente

Recuerdo cómo en tiempos todavía de televisión única se interrumpía el programa que se estuviera emitiendo para dar paso a un ‘avance informativo’. El país se paralizaba por un momento, sabedores todos los telespectadores de que detrás de aquella cabecera se escondía una noticia casi siempre sobrecogedora.

El presentador aparecía con gesto serio y riguroso, recién salido de la redacción para poder dar lectura a las cuatro o cinco líneas en las que trataba de resumirse el hecho que había dado lugar al avance. Aquella suerte de telegrama televisado apenas se prolongaba por espacio de un par de minutos, a los que seguía el silencio de un país conmocionado.

Todo aquello se me viene a la memoria cada vez que recibo el correo electrónico de una hermandad cualquiera, generalmente con dos palabras mágicas como único asunto: “comunicado oficial”.

Un ‘comunicado’ y ‘oficial’, para que no exista ningún género de dudas sobre la trascendencia de la misiva. Uno abre el correo con el gesto serio y riguroso de aquellos improvisados presentadores de los ‘avances informativos’, con el lógico deseo de satisfacer la curiosidad y el necesario cumplimiento del deber profesional de compartir la noticia con el resto del mundo.

Y es entonces cuando encuentra que fulano de tal “continuará un año más” como capataz del paso de bla, bla, bla; que la banda ‘equis’ ha cerrado un compromiso para tocar en no sé qué cruz de guía; e incluso que el sorteo del emparejamiento de la fase preliminar del campeonato de petanca de la muy ilustre y venerable archicofradía de marras comenzará a las 20.30 horas en lugar de hacerlo a las 20.00, “como por error se había anunciado”.

El auge del ‘comunicado’ marca sin género de dudas un antes y un después en el devenir histórico de las hermandades y cofradías.

Perdón, perdón, quería decir el auge del ‘comunicado oficial’, no sea que se produzca algún malentendido.

Compártelo:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *